Inicio > Humor, Trascendental > Astrología: El Signo Docente

Astrología: El Signo Docente

Los nacidos bajo este signo, se caracterizan principalmente por su gran ingenuidad. Desde hace décadas vienen luchando por un salario digno y a pesar de que los astros le han sido adversos siguen creyendo que lo conseguirán. Cuando el Poder Ejecutivo entra en conjunción con los satélites de la SEP y el SNTE y responde a sus reclamos diciendo que ya ganan un salario justo, ellos replican airados que no es justo sino ajustado, DEMASIADO ajustado. Como consecuencia de su mala estrella si bien no son menesterosos llevan una vida austera y de magras ambiciones que suelen compensar vendiendo libros, ropa, cosméticos, tupperware, y trabajando en más de dos turnos (para los de escasa memoria, les recordamos que los turnos son MAÑANA, TARDE, VESPERTINO Y NOCTURNO, pero en algunas jurisdicciones aún existe el turno INTERMEDIO)

Son muy buenos deportistas, ya que el correr de una escuela a otra los mantiene en perfecto estado atlético, corriendo los 500 metros, en bajada o en subida, como pan comido. Tomar el pesero (transporte mexicano donde ingresan 60 personas pero hay lugar sólo para 35, y que paradójicamente hace mucho que dejó de costar un peso), repleto en las horas pico, les ha valido la medalla de oro en varias olimpíadas.

 

Se caracterizan también por ser temerarios y valientes ya que son dados a salir, adónde dé lugar, con 30, 40 y más niños, jóvenes y adolescentes, aunque corran riesgo de perder alguno por el camino.

Tienden a ser contradictorios, pues les molesta que los alumnos hablen en clase mientras ellos lo hacen en las reuniones y asambleas sin escuchar ni pizca lo que dicen los demás.

Como todo animal de costumbres, cada vez que se encuentran con un colega al que no ven hace tiempo, sus tres preguntas clásicas son: qué cursos tienes, cuántos chicos tienes en cada curso, cómo es tu directora.

Aman la hora de la salida, el verano y las vacaciones… cortas, muy cortas… aunque se queden en sus casas.

Odian corregir, cuidar el recreo, las reuniones de maestros, las reuniones con padres (donde siempre concurren los mismos, es decir, padres de alumnos sin problemas, ya que los padres-problemas, nunca concurren).

Además odian combatir piojos, cucarachas, ratas y hasta alacranes.

Su piedra es el ágata, ‘a gatas’ si pueden vivir con lo que ganan.

Su color, el blanco o el que está fuera de moda. Su número de la suerte el 3.99 (las 3 cuotas del incentivo del 99 que aún esperan cobrar). Su gran debilidad, ir a la huelga sabiendo de antemano que la tienen perdida. Respondiendo a este perfil, el símbolo que identifica a los nacidos bajo el ‘signo del docente’ es una alegoría en la que se mezclan el hommo sapiens y el hommo faber con reminiscencias del cangrejo, ya que sólo caminando de costado pueden llegar hasta fin de mes. Por lo mismo tienen también algo de escorpión, pues el bajo sueldo que ganan los tiene bastante envenenados, el tener algo de piscis impide que el agua les llegue al cuello, mientras que libra les permite alcanzar el equilibrio entre el hambre y las ganas de comer.

Los hermanos zodiacales nacidos bajo este signo un tanto perseguido, a pesar de todo, tienen una gran ventaja que los gratifica, que es la conjunción de los cuatro elementos: son aire, tierra, agua y fuego al mismo tiempo. Son tierra porque saben lo que quieren, son aire porque son idealistas, son agua porque saben que su trabajo es vital y son fuego porque con el fuego del amor lo defienden y llevan adelante.

Viven perseguidos por la maldición de los famosos ‘dos meses de vacaciones’, que todos buscan, pero nadie encuentra, pero es repetido hasta el cansancio por personas inescrupulosas que ignoran la realidad docente. Un docente, tiene las mismas vacaciones que cualquier empleado , a pesar de las recomendaciones de la UNESCO. A pesar de ser un profesional de la educación, y no un empleado más. Pero la tradición sigue hablando de los dos meses de vacaciones.

El docente, es el único profesional que se lleva trabajo a su casa, los sábados y los domingos. Los feriados y durante sus vacaciones, realiza cursos de perfeccionamiento, para aumentar su puntaje y así lograr tener más trabajo.

Esta es la realidad, lo demás es un hermoso cuento chino, narrado por un japonés, a un público coreano. Todos se parecen, pero no se entienden entre sí, ya que son distintos y hablan lenguas muy diferentes.

Categorías:Humor, Trascendental
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: